A una cuadra de su casa, Noemí fue brutalmente asesinada por el “Monstruo de Ecatepec”

Comparte la noticia

Foto: Especial
Nancy Noemí Huitrón Solorio había desaparecido el 6 de septiembre en la colonia Jardines de Morelos, en Ecatepec, Estado de México, junto a Valentina, su bebé de dos meses. Su madre, María Eugenia Solorio temía que Nancy junto dos vecinas más de la misma colonia, Arlet Samanta Olguín Hernández y Evelyn Rojas, fueran víctimas de una red de trata de personas, ya que había una coincidencia en su desaparición, las tres conocían a una mujer que les vendía quesos y ropa. "Conocían a la misma persona, a Martha y a Carlos, antes la señora trabajaba en un bar, esta señora le fue a regalar un queso a mi hija, tenía… como una semana antes de lo que pasó y después ya no supe más", relató su madre María Eugenia Solorio. Pero fue hasta el 4 de octubre cuando detuvieron a Juan Carlos Hernández y a Patricia Martínez, cuando María Eugenia supo lo que pasó con su hija; la pareja de feminicidas declaró ante el Ministerio Público cómo la habían asesinado el mismo día en que desapareció. De acuerdo con la narración de Patricia Martínez, ella se encargó de llevarla con engaños a su casa, contó que pasó por ella en un bicitaxi a una cuadra de su casa, le dijo que le iba a dar unas cosas para su bebé y ya en la casa "estaba mi esposo esperándola, la amenazó para que no gritara, le quitó el bebé de los brazos y comenzó a violarla y después se la llevó al baño para degollarla y la descuartizó. "Él no quiso la carne, yo sólo le quité un poco de carne para mis perros y el resto del cuerpo lo quemamos en un tambo en la azotea de la casa y a la bebé la vendimos a unos señores que mi marido contactó", describe el escalofriante relato de la mujer.

Source link

UA-9415602-3